Niños y adolescentes   Fundación para la Diabetes

Las hipoglucemias, la gran preocupación de los familiares de personas con diabetes

Compartir: 

Nuevo estudio internacional:

Una macroencuesta realizada en nueve países, incluido España, revela que el 64% de los familiares de personas con diabetes vive con preocupación o ansiedad ante el riesgo de una bajada de azúcar en sangre en sus seres queridos

 Bagsværd, Dinamarca, 10 de septiembre de 2019.– Las personas con diabetes no son las únicas que se ven afectadas por su enfermedad. De acuerdo con un nuevo estudio internacional realizado a 4.300 familiares de personas con diabetes, la preocupación por una bajada de azúcar en sangre, también conocida como hipoglucemia o “hipo”, puede suponer una importante carga también para los familiares del paciente1.

Un padre con diabetes comparte sus reflexiones acerca de una bajada de azúcar en sangre con su familia en un experimento social en vídeo

Las bajadas de azúcar en sangre, o simplemente “bajadas”, como se refieren a ellas muy a menudo las personas con diabetes, son un efecto secundario de sobra conocido de los tratamientos de la diabetes, especialmente de la insulina, y pueden ser muy desagradables y peligrosas si no se controlan de manera adecuada.

 Hasta ahora, apenas se ha investigado el impacto que tienen las bajadas de azúcar en sangre en los familiares de las personas con diabetes. Los resultados de este nuevo estudio internacional TALK-HYPO, publicados hoy en la revista Diabetes Therapy, muestran que hasta el 64% de los familiares de personas con diabetes viven con preocupación o ansiedad ante el riesgo de una bajada de azúcar en sangre en sus seres queridos1, subrayando la importancia que tiene esta carga para toda la familia.

El estudio, además, revela la importancia que tiene hablar más sobre las bajadas de azúcar en sangre, tanto en el hogar con la familia, como con el médico, dado que el 76% de los encuestados consideran que dichas conversaciones pueden tener un impacto positivo en la vida de sus familiares con diabetes1. El 85% de los piensan que hablar de las bajadas de azúcar en sangre con sus familiares con diabetes les acerca mucho más a ellos, y les ayuda a comprender mejor de qué manera pueden apoyarles en el control de sus bajadas de azúcar en sangre1.

“Las hipoglucemias son situaciones de mucha tensión y que pueden resultar muy traumáticas, no solo para nosotros como pacientes, sino también para nuestros familiares y las personas de nuestro entorno”, afirma David Moreno, paciente con diabetes tipo 1 participante del estudio TALK-HYPO. “Para mí, lo más relevante de este estudio ha sido poder reflexionar sobre lo necesario que es otorgarles herramientas a nuestros familiares, para que sepan cómo actuar ante una hipoglucemia. Conversar con ellos sobre la enfermedad nos da tranquilidad a ambas partes, en cambio, ahora me doy cuenta de que mantenerles al margen era un error”.

El Dr. Stewart Harris, Profesor de Medicina de Familia y miembro de las Divisiones de Endocrinología, Epidemiología y Bioestadísticas del Colegio de Medicina y Odontología de Schulich, y principal investigador del estudio TALK-HYPO afirma: “Hasta ahora, pocos estudios han abordado el gran impacto que tienen las bajadas de azúcar en sangre en los familiares de las personas con diabetes, pero algo tan simple como mantener una conversación de forma abierta y honesta puede ser increíblemente beneficioso. Este estudio sugiere que los familiares pueden ser un importante catalizador para hablar más sobre las bajadas de azúcar en sangre, tanto dentro de la familia como con los profesionales médicos, y cómo estas conversaciones pueden ayudar a mejorar la vida de las personas con diabetes”.  

Otro importante hallazgo del estudio es que la preocupación por el riesgo de una bajada de azúcar en sangre puede tener un impacto negativo en la vida social de los familiares. Casi tres de cada cuatro encuestados (el 74%) señalan que, a causa de la ayuda que prestan a sus familiares con diabetes para controlar sus bajadas de azúcar en sangre, dedican menos tiempo o, incluso, renuncian por completo, a otras actividades como sus aficiones, sus vacaciones, o a estar con otros amigos o familiares1.

“Estas conclusiones son muy importantes. Todos sabemos que las bajadas de azúcar en sangre afectan a la vida de las personas con diabetes, pero este estudio demuestra que sus familiares también perciben las bajadas como una carga para su vida, y que afectan a sus decisiones. Los resultados del estudio revelan que las familias sacrifican sus propias necesidades para ayudar a sus seres queridos con diabetes”, afirma Camilla Sylvest, vicepresidenta ejecutiva y responsable de Estrategia Comercial y Asuntos Corporativos de Novo Nordisk.

Para comprender mejor cómo afectan las bajadas de azúcar en sangre a las familias que viven con diabetes, Novo Nordisk ha llevado a cabo una serie de experimentos sociales en vídeo. En los experimentos, se les formulan una serie de preguntas similares a las personas con diabetes y a sus familiares, acerca de su experiencia y sus sentimientos respecto a las bajadas de azúcar en sangre, en dos habitaciones separadas. Tras las entrevistas, se les mostraron las respuestas del otro.

Los vídeos están disponibles en http://www.lashiposimportan.com/, acompañados de una serie de materiales que pueden ayudar a mejorar la conversación sobre las bajadas de azúcar en sangre dentro de la familia, y con los doctores.

Acerca del estudio TALK-HYPO1

El estudio TALK-HYPO ha sido financiado por Novo Nordisk y tiene el objetivo de entender la carga que pueden suponer las bajadas de azúcar en sangre para los familiares de las personas con diabetes, y cómo las conversaciones acerca de ello pueden contribuir al cuidado de la diabetes.

El cuestionario fue completado por 4.300 familiares (el 37% fueron padres o padrastros y el 18% cónyuges o parejas) de personas con diabetes (de tipo 1 o de tipo 2, que se administran insulina y/o secretagogos) procedentes de nueve países.

Nota técnica acerca del estudio:

En nombre de Novo Nordisk, Ipsos entrevistó a 4.300 participantes online. Todos ellos eran familiares adultos de personas con diabetes con 18 años o más, con diabetes tipo 1 o tipo 2, que llevaban administrándose insulina y/o secretagogos al menos 12 meses. La encuesta fue llevada a cabo en nueve países: Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón, España, Reino Unido, Estados Unidos y Dinamarca. El trabajo de campo tuvo lugar entre el 8 de abril y el 6 de mayo de 2019. 

 

Acerca de la diabetes y las bajadas de azúcar en sangre

La diabetes es una enfermedad crónica seria que aparece cuando el cuerpo no puede utilizar o producir de forma adecuada la insulina, la hormona encargada de transportar la glucosa (azúcar) desde los alimentos hasta las células del cuerpo que la utilizan para crear energía2. Las personas con diabetes que toman medicación, especialmente aquellas que se administran insulina, tienen que ser conscientes de los síntomas que provoca una bajada de azúcar en sangre (hipoglucemia).

La hipoglucemia se produce cuando los niveles de azúcar en sangre son demasiado bajos y no pueden proveer a los órganos del cuerpo de la energía que necesitan. Una bajada de azúcar en sangre puede causar un abanico de síntomas entre los cuales se incluyen confusión, temblores, sudoración, incremento de las palpitaciones, dificultad para concentrarse y para hablar y, en los casos más graves, puede producir convulsiones, un coma o incluso la muerte3-6.

 



Etiquetas:

hipoglucemia