General   Fundación para la Diabetes

Coordinación y prevención para tratar mejor la diabetes

Compartir: 
  • Más de 600.000 personas en Andalucía padecen diabetes, pero las estimaciones apuntan un elevado infradiagnóstico
  • Pacientes y profesionales andaluces abogan por la educación del paciente y la prevención de complicaciones para un abordaje óptimo de la patología

Más de 600.000 personas en Andalucía padecen diabetes, aunque la cifra se extendería hasta casi el millón según las estimaciones de los expertos sobre el alto índice de casos sin diagnosticar. La necesidad de favorecer la coordinación entre nieves asistenciales y entre especialidades, el importantísimo valor de la prevención, la lucha contra la obesidad y el adecuado abordaje de las comorbilidades, son algunos de los retos planteados en el coloquio digital ‘Nuevos escenarios de la diabetes y soluciones para su prevención’, organizado el pasado martes por Grupo Joly con la colaboración de Novo Nordisk. El encuentro se enmarcó en la celebración del Día Mundial del Corazón, ya que la diabetes es uno de los principales factores de riesgo de la patología cardiovascular, y permitió analizar su alcance en Andalucía, así como ofrecer algunas claves sobre los retos que supone la enfermedad para pacientes, profesionales y gestores sanitarios.

Diego Vargas, director General de Asistencia Sanitaria y Resultados en Salud del Servicio Andaluz de Salud (SAS), esbozó algunas pinceladas del alcance de la enfermedad y su infradiagnóstico. “La incidencia es de un 15,3% pero existe un alto porcentaje de casos sin diagnosticar que puede suponer casi un tercio del total de pacientes. Es muy importante la detección de prediabetes”, explicó Vargas. Asimismo, quiso hacer hincapié en las tasas de sobrepeso y obesidad, como principal factor de riesgo de la diabetes tipo 2. Del total de pacientes, un 90% son personas con diabetes tipo 2 y un 10% padecen diabetes tipo 1. Vargas aludió a la “alta incidencia de diabetes tipo 1 en población infantil con 1,87 casos por cada 1.000 habitantes”.

Por otro lado, hizo hincapié en su impacto en la morbimortalidad, en la calidad de vida y en lo social. “Hemos conseguido reducir la morbimortalidad de la enfermedad, siendo de las Comunidades Autónomas que más ha reducido estas cifras en los últimos años. También hemos reducido el número de ingresos hospitalarios en general y de eventos cardiacos vinculados a la diabetes en particular”, expuso Vargas, que hizo alusión al “gran esfuerzo de los profesionales del SAS para reducir esas cifras”. Asimismo, recordó el carácter pionero de Andalucía a la hora de poner en marcha iniciativas concretas como el Programa de Cribado de Retinopatía Diabética.

Por su parte, María Asunción Martínez Brocca, directora del Plan Integral de Diabetes del SAS, abordó el recorrido de este Plan, vigente desde 2003, e hizo hincapié en las estrategias de prevención, esenciales para evitar la aparición de la enfermedad y sus complicaciones, y apostó por reforzar las recomendaciones de estilo de vida saludable para prevenir la enfermedad en la población general. “Es muy importante que nuestro sistema sanitario sea ágil para posibilitar la detección temprana, que permita frenar el avance de la enfermedad, así como prevenir las complicaciones a través de los protocolos establecidos”. Por último, la doctora Martínez Brocca animó a considerar un reto importante la educación terapéutica “que aporte las habilidades necesarias para que las personas con diabetes sean autónomas y consigan mejor calidad de vida y resultados en salud”.