General   Fundación para la Diabetes

La diabetes afecta de forma diferente a las mujeres

Compartir: 

Las mujeres y los hombres viven de forma distinta la diabetes. Por eso, desde la Federación Española de Diabetes (FEDE) se recuerda, con motivo del Día Internacional de la Mujer, que existen ciertas particularidades en la diabetes en las mujeres, que las hacen más propensas a sufrir algunas complicaciones y que, por lo tanto, es necesario que reciban pautas médicas individualizadas y formación terapéutica adaptada a sus necesidades.

En este sentido, Andoni Lorenzo, presidente de FEDE, ha recordado que “cada diabetes es un mundo y, por eso, es tan importante que se mejore el acceso real de los pacientes a los nuevos avances en el control de la patología, para que cada persona con diabetes reciba el tratamiento que más se ajuste a sus necesidades y, así, se favorezca su calidad de vida”.

En España, según el estudio Di@betes, el 29,8% ,casi una de cada tres mujeres de entre 61 y 75 años, padece diabetes y este porcentaje se eleva hasta el 41,3% a partir de los 75 años. Si bien es cierto que la prevalencia es mayor en estos rangos de edad, la patología afecta a mujeres de todas las edades, incluso a niñas y jóvenes, en las que es más común la de tipo 1.

Aunque existen numerosos elementos que influyen en la forma en la que afrontan su diabetes, como los hábitos de vida y los factores biológicos y genéticos, distintos estudios han llamado la atención sobre el papel de los procesos hormonales en el control de la patología. En concreto, el doctor Serafín Murillo, miembro del equipo investigador del Hospital Clinic de Barcelona, señalaba recientemente tres etapas en las que el control de los niveles de glucosa en sangre puede resultar más complejo, debido a los procesos hormonales que las caracterizan.

Las hormonas ejercen un papel importante en la evolución de la diabetes, y esta actividad es diferentes en las mujeres 

Por ejemplo en la pubertad, la llegada de la menstruación supone importantes fluctuaciones en los niveles de estrógenos y progesterona, hormonas que influyen en las variaciones de los niveles de glucosa en sangre, que pueden elevarse por encima de lo normal en los días previos