Saber comer   Fundación para la Diabetes

Salmón al horno

Compartir: 

Salmón al horno

Ingredientes

600 g de salmón en rodajas.
2 patatas grandes.
75 g de cebolla.
1 pimiento verde.
2 tomates.
Aceite.
Pimienta y sal.
1 copa de vino blanco seco.
2 dientes de ajo.

 

Recetas facilitadas por:

Cómo se elabora

Pelamos las patatas, cortamos en rodajas como para tortilla, y las freímos sin que tomen demasiado color. Aparte, cortamos en rodajas también la cebolla y el pimiento, y freímos por separado ambos ingredientes hasta que queden blandos. Precalentamos el horno.
Untamos de aceite una fuente y colocamos en el fondo las patatas fritas, encima la cebolla, luego el pimiento y, por último, los tomates cortados en rodajas.
Colocamos sobre este lecho de hortalizas las rodajas de salmón debidamente salpimentadas, y espolvoreamos por encima el ajo y el perejil muy picaditos. Introducimos en el horno bien caliente cinco minutos.
Pasado este tiempo, regamos con la copita de vino y dejamos entre cinco y diez minutos más, según cómo guste el salmón.

Información nutricional de esta receta

Serafín Murillo Por Serafín Murillo
Dietista-Nutricionista Investigador del CIBERDEM
Hospital Clínic de Barcelona
Info. nutricional Por persona Info. nutricional Por persona
Energía (Kcal.) 639 Grasas (g.) 41,3
Hidratos de carbono (g.) 28,5 Saturadas (g.) 6,1
Raciones Hidratos de carbono 3 Monoinsaturadas (g.) 24,3
Proteínas (g.) 34,6 Poliinsaturadas (g.) 7,5
Fibra (g.) 4,2 Colesterol (mg.) 75
Sodio (mg.) 120,1 Valores calculados sin sal añadida

Comentario dietético

Los ingredientes que se combinan en esta receta constituyen una manera apetitosa y sencilla de cuidar la salud. El salmón, como pescado azul que es, aporta proteínas y grasa de tipo omega 3, además de vitaminas y minerales. El consumo de este tipo de grasa a través de pescados o de frutos secos como la nuez, se ha relacionado con un menor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Además aporta vitamina A, necesaria para tener una correcta visión y un buen estado de la piel, y vitamina D, imprescindible para la salud de los huesos. En la sociedad actual estamos acostumbrados a consumir carne con mayor frecuencia que pescado, olvidando muchas veces las ventajas que nos aporta este alimento. Las verduras que acompañan al salmón enriquecen el plato en fibra y vitaminas, además de aportar otras sustancias antioxidantes como el licopeno de los tomates o los compuestos sulfurados de la cebolla. La patata es una buena fuente de hidratos de carbono complejos que completan el valor nutricional de esta receta. Para que resulte un menú equilibrado, se puede comenzar la comida con un plato a base de verduras o ensalada variada, y tomar de postre un lácteo que aporte una buena cantidad de calcio.

Categorías

Tipo de receta Pescados y mariscos
Temporada Invierno , Otoño , Primavera , Verano
Técnica culinaria Frito , Horno
Con salsa
Picante
Alimento Fresco
Condimento Pimienta
Temperatura al servir Caliente
Textura y consistencia
Etapa de 4 a 11 años , Adolescencia , Vejez , Deportista , Embarazo , Lactancia