Saber comer   Fundación para la Diabetes

Ensalada de cítricos con escarola

Compartir: 

Ensalada de cítricos con escarola

Ingredientes

Unas hojas de escarola.
200 g de pomelos.
200 g de naranjas.
1 pepino.
1 limón.
Unas ramas de eneldo.
3 cucharadas de aceite de oliva.
Sal.
Pimienta.

 

Recetas facilitadas por:

Cómo se elabora

Pelamos la naranja y el pomelo, se separan los gajos y se eliminan la piel procurando desperdiciar poco zumo.
Colocamos en una ensaladera las hojas de la escarola limpia y troceada, encima los gajos de naranja y pomelo, y añadimos el eneldo picado fino y el pepino lavado, pelado y cortado en rodajas.
Mezclamos tres cucharadas de aceite de oliva con una de zumo de limón, batimos y vertemos sobre la ensalada. Sazonamos con sal y pimienta.
Se guarda en la nevera hasta la hora de comer.

Información nutricional de esta receta

Serafín Murillo Por Serafín Murillo
Dietista-Nutricionista Investigador del CIBERDEM
Hospital Clínic de Barcelona
Info. nutricional Por persona Info. nutricional Por persona
Energía (Kcal.) 112 Grasas (g.) 8,1
Hidratos de carbono (g.) 7,8 Saturadas (g.) 1
Raciones Hidratos de carbono 1 Monoinsaturadas (g.) 5,9
Proteínas (g.) 1,2 Poliinsaturadas (g.) 0,7
Fibra (g.) 1,9 Colesterol (mg.) 0
Sodio (mg.) 4 Valores calculados sin sal añadida

Comentario dietético

Esta ensalada representa una manera refrescante de tomar vitamina C, gracias a los cítricos que incluye entre sus ingredientes. La combinación de hortalizas y frutas resulta muy acertada para conservar la salud. Estos alimentos se caracterizan por tener un valor energético muy bajo, lo que los hace especialmente recomendables para las dietas hipocalóricas o de bajo contenido en grasa.
Para que las ensaladas no constituyan un aporte extra de calorías a la dieta, basta con prepararlas con aliños ligeros, fundamentalmente a base de aceite de oliva o salsas ligeras con yogur descremado.
Esta ensalada, además de proporcionar una buena cantidad de vitaminas y fibra, aporta como única fuente de grasa el aceite de oliva, que si se incluye moderadamente en el plato, lo convierte en una opción ligera y cardiosaludable para comenzar una comida.
Los cítricos, por su carácter ácido, se desaconsejan en las personas que padezcan molestias gástricas como úlcera, gastritis o hernia de hiato. En cambio, su aporte en vitamina C los hace especialmente recomendables en la dieta de las personas que tengan que aumentar su consumo de hierro, ya que la vitamina C favorece la absorción de este mineral en el organismo.

Categorías

Tipo de receta Ensaladas
Temporada Invierno , Otoño , Primavera , Verano
Técnica culinaria
Con salsa No
Picante No
Alimento Fresco
Condimento
Temperatura al servir Frío
Textura y consistencia
Etapa de 4 a 11 años , Adolescencia , Vejez , Deportista , Embarazo , Lactancia