Saber comer   Fundación para la Diabetes

Tomates rellenos

Compartir: 

Tomates rellenos

Ingredientes

4 tomates medianos.
400 g de atún en aceite.
50 g de aceitunas deshuesadas (verdes y negras).
50 g de maíz cocido.
100 g de queso cremoso.
2 dl de aceite de oliva.
Albahaca, pimienta y sal.

 

Recetas facilitadas por:

Cómo se elabora

Cortamos la parte superior de los tomates y extraemos las semillas y la pulpa, sazonándolos con sal y pimienta al gusto.
Desmigamos el atún y mezclamos con la pulpa de tomate troceada, el queso, las aceitunas troceadas, el maíz, el aceite y la albahaca.
Rellenamos los tomates e introducimos en el frigorífico antes de servirlos.

Información nutricional de esta receta

Serafín Murillo Por Serafín Murillo
Dietista-Nutricionista Investigador del CIBERDEM
Hospital Clínic de Barcelona
Info. nutricional Por persona Info. nutricional Por persona
Energía (Kcal.) 292 Grasas (g.) 15,9
Hidratos de carbono (g.) 8,5 Saturadas (g.) 6,1
Raciones Hidratos de carbono 1 Monoinsaturadas (g.) 7,3
Proteínas (g.) 28,6 Poliinsaturadas (g.) 1,4
Fibra (g.) 2,4 Colesterol (mg.) 55
Sodio (mg.) 824,7 Valores calculados sin sal añadida

Comentario dietético

El protagonista indiscutible de este refrescante plato es el tomate. Las bondades gastronómicas de este fruto y sus derivados vienen siendo apreciadas desde hace mucho tiempo, aunque sólo recientemente se han empezado a conocer las virtudes que para la salud puede tener el licopeno, uno de los principales nutrientes que forman parte de su composición. El licopeno es el carotenoide natural más común de los tomates y sus derivados. Carece de actividad provitamina A, pero presenta un alto poder antioxidante. Una ingestión alta de licopeno está asociada con una disminución del riesgo de padecer enfermedades crónicas, fundamentalmente cáncer y enfermedades cardiovasculares y degenerativas. Es un plato que resulta ideal para todas las edades, ya que no presenta dificultades de masticación y es muy sabroso. Es un plato de bajo contenido en hidratos de carbono pero que gracias al queso y el atún supone un buen sustituto de los segundos platos a base de carnes o pescados. Si se utiliza atún conservado al natural y el queso es descremado, puede incluirse perfectamente en menús para dietas hipocalóricas o en las que se haya de controlar el aporte de grasas.

Categorías

Tipo de receta Ensaladas
Temporada Invierno , Otoño , Primavera , Verano
Técnica culinaria
Con salsa No
Picante No
Alimento Fresco
Condimento Pimienta
Temperatura al servir Frío
Textura y consistencia
Etapa Adolescencia , Vejez , Deportista , Embarazo , Lactancia