La glucosa lesiona las arterias.
General   Fundación para la Diabetes