General   Fundación para la Diabetes

Descubren en el cerebro un «interruptor» para quemar grasa después de una comida

Compartir: 

Científicos del Instituto de Descubrimiento Biomédico de la Universidad de Monash en Australia han descubierto un mecanismo mediante el cual el cerebro coordina la alimentación con el gasto de energía, resolviendo así la duda sobre cómo el cuerpo se programaba para quemar la grasa después de comer y ofreciendo un potencial nuevo objetivo para el tratamiento de la obesidad.

La obesidad es un factor de riesgo importante para muchas enfermedades, incluyendo enfermedades cardiovasculares, diabetes tipo 2, enfermedad hepática y varios cánceres, que está en niveles epidémicos en varios países del mundo.

Los investigadores, que forman parte del Programa de Enfermedades Metabólicas y Obesidad, han demostrado en modelos de laboratorio que la alimentación controla la conversión de grasa blanca, que almacena la energía, en grasa marrón, que la gasta. La grasa en el cuerpo humano se almacena en células especializadas llamadas adipocitos, que pueden cambiar de los estados blancos a marrones y viceversa.