General   Fundación para la Diabetes

Sanidad estudia pagar a personas con diabetes el producto que evitaría sus pinchazos

Compartir: 

Desde hace dos años las personas con diabetes pueden por primera vez medirse el nivel de glucosa sin necesidad de pincharse repetidas veces al día como hasta ahora. La tecnología, denominada sistema flash de monitorización de glucosa, se encuentra disponible en las farmacias para su venta libre.

El producto de más éxito es el de la farmacéutica estadounidense Abbott, que comercializa un kit completo por 169,9 euros e incluye un lector electrónico y dos sensores de medición de glucosa que se adhieren a la piel. Los sensores hay que cambiarlos cada 15 días y tienen un precio de 59,9 euros, por lo que tras la compra inicial del lector, el coste es de unos 120 euros al mes. Casi 1.500 euros al año para el paciente con diabetes que quiere acabar con los dichosos pinchazos, entre cinco y siete al día.

Ahora, el Ministerio de Sanidad lleva semanas negociando con la multinacional norteamericana para valorar la posible financiación pública de este producto. En España hay cerca de tres millones de personas con diabetes que necesitan medirse constantemente sus niveles de glucosa para evitar las temidas hipoglucemias o hiperglucemias.