General   Fundación para la Diabetes

Cantabria retira las "polémicas" y "dolorosas" agujas para la diabetes tras la oleada de quejas

Compartir: 

Las personas con diabetes de Cantabria ganan la batalla a las denominadas agujas ‘pic’, tras la oleada de quejas sobre su "mala calidad" y lo "dolorosas" que resultan para inyectarse la insulina –una operación que los enfermos de diabetes tipo 1 realizan 4 o 5 veces al día durante toda su vida–. El Servicio Cántabro de Salud (SCS) ha iniciado el trámite de revocación del contrato con la empresa suministradora.

A partir del próximo mes de febrero, se retirarán las actuales y volverá a administrarse el material que se proporcionaba a los pacientes hasta que hace justo un año la empresa proveedora fue relegada en un concurso público en el que "se impuso la oferta más barata". Poco después de que se confirmara esta decisión, el teléfono del presidente de la Asociación Cántabra de Diabéticos (ACD),Aureliano Ruiz, echaba humo. Todas las comunidades que comparten la lucha contra las agujas de "bajo coste", que acumulan una retahíla de protestas de pacientes (dolor, hematomas, dificultades para controlar la dosis de insulina inyectada...), celebraban el anuncio.