General   Fundación para la Diabetes

El equipo médico de un campamento para niños con diabetes de Ceuta, denunciado ante Sanidad

Compartir: 

El campamento de diabetes que ha organizado la Consejería de Sanidad y que se desarrolló está pasada semana en el Complejo Miguel de Luque no ha podido acabar peor: los niños se encuentra con hiperglucemia después de no haber seguido las pautas para inyectarse la insulina que le venían prescritas por sus respectivos médicos. La causa, según han denunciado los padres de los afectados y la Asociación de Diabetes, es que el médico que se encontraba al frente del campamento les retiró la insulina llamada lenta, cuyo efecto dura 24 horas, y tampoco se respetaron las pautas de insulina que cada niño, en función de la ingesta de alimentos y sus niveles de azúcar, tiene que recibir en cada comida.

Tras ser conscientes de la situación y ver en qué estado se encontraban sus hijos, pues los niveles de azúcar de algunos niños han llegado a los 500 cuando lo normal es que estén entre 80 y 120, los padres no han dudado en denunciar la situación ante la Consejería de Sanidad. Esperan que se depuren responsabilidades y así lo trasladaba ayer al diario EL PUEBLO el portavoz de estos padres, Juan José Ríos, cuyo hijo es uno de los afectados.

Además, también han llevado su denuncia ante el Colegio de Médicos pues no entiende qué ha llevado al equipo médico que se encontraba en el campamento a saltarse las pautas “sin el consentimiento de los padres”. Una falta de consentimiento que destaca Lourdes Sempere, presidenta de la Asociación de Diabetes.