General   Fundación para la Diabetes

El SAS dice que no retira las agujas porque no está demostrado que causen hematomas a las personas con diabetes

Compartir: 

La manifestación ayer en Sevilla de enfermos diabéticos procedentes de toda Andalucía exigiendo al SAS la retirada de las agujas que les dan en los centros de salud para la insulina porque les causan dolor y hematomas, no ha tenido éxito, de momento.

El SAS ha contestado en un comunicado que tomará medidas si sus análisis así lo aconsejan y que no las retira porque no hay constatación científica de lo que denuncian los afectados.

«Tras la adjudicación —dice el SAS en un comunicado— y ante la preocupación de estas asociaciones en la provincia de Sevilla, se ha iniciado un segundo estudio específico en el que se analizarán todas las cuestiones planteadas. A partir de los resultados de este estudio y, si se establecieran razones objetivas sobre dificultades en el manejo y sobre calidad, se tomarán las medidas oportunas para solventarlas, no pudiendo incumplir una adjudicación que se ha realizado con legalidad y transparencia sin datos contrastados desde la evidencia científica».